Que los adolescentes comiencen el consumo de alcohol y cànnabis, es tan simple como las ganas de experimentar, en este caso tendríamos que decir que todos o casi todos han tenido ganas en un momento determinado de la adolescencia de transgredir las normas. Lo que pasa es que las transgresiones de hoy en día son mucho más peligrosas ya que entran el consumo de alcohol tomando grandes cantidades y esto les abre las puertas a otras sustancias entre ellas el cannabis que los adolescentes lo consiguen con gran facilidad.

Una vez se empieza el consumo, el adolescente, puede ser que solo hayan fumado y bebido por probar, que lo hablen con los padres y ellos tengan información y les sepan aconsejar, o bien, que entren en una espiral de consumo y llegue un momento que ya no puedan controlar y sean dependientes de la sustancia.

Hay que en cuenta que la adicción es una enfermedad bio-psico-social, en la que puede haber factores bilógicos de vulnerabilidad individual que pueden contribuir tanto al inicio precoz, como a la cronificación del abuso de sustancias, pero conviene tener en cuenta que los factores individuales interaccionan con factores ambientales, los cuales pueden incrementar dicha vulnerabilidad. Al igual que cualquier trastorno psicológico que en esos momentos este influyendo en el adolescente.

De esta forma.se puede entender como hoy en día hay tantos adolescentes adictos a sustancia psicoactivas que les llevan a presentar conductas desadaptativas con fracaso escolar y sociofamiliar.

Assumpta del Rosal

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookiesMás información

ACEPTAR
Aviso de cookies